miércoles, 5 de octubre de 2016

Aprovechando los vestidos veraniegos

Buenos días, tardes o noches ¿cómo estáis? Supongo que sorprendidos de verme por aquí ya que este no es el blog donde habitualmente escribo :P. Mi nombre es Bárbara González y gestiono el blog Beauty Starts at Health donde la belleza y la salud están al orden del día, pero también la moda se está ganando un importante rinconcito. 

Desde hace unas semanas cada miércoles a las 17h (a no ser que la cosa cambie, que aún estamos en proceso de adaptación) subo un outfit diferente. A pesar del rollo no os he contado que hago por aquí. Hoy os traemos una colaboración, yo tomo el blog de Marta y ella el mío. Si queréis ver la entrada que seguramente esperabais encontrar aquí la tenéis (también podéis visitar AQUÍ la entrada que ha preparado ella).


Aunque soy una gran aficionada a la moda mi estilo se rige por una simple regla: versatilidad. Me encanta informarme sobre nuevas tendencias e ir de compras, pero lo que os aseguro que no me encanta es invertir en prendas que se que al final me voy a poner una vez y ya. Hoy, que estamos en pleno veroño y vestirse es un dilema, os enseño una forma de combinar el vestido veraniego que muchas habréis guardado para el año que viene.

Lo primero es encontrar una prenda que nos proteja del frío y nada como un jersey. Son suaves y los tenéis en diferentes grosores, así podéis adaptaros mejor al tiempo de donde vivís.

Yo he escogido este de Mango, lo encontré durante las rebajas y el vestido igual, porque es dulce y agradable al tacto. Además las franjas estilo marinero pueden llevarse todo el año, especialmente en estos colores que no llaman tanto la atención.


Escogí este bolso de mano porque ya que tenia una comida familiar prefería algo más formal que las bolsas de tela a las que tanto recurro por su practicidad. Fue un regalo, pero sé que está hecho artesanalmente y las ventas se gestionan por la cuenta de instagram: @clouds&arrows.

Casi por los mismos motivos me decanté por estas sandalias de Primark en ve de unas zapatillas blancas. La verdad es que no fueron mi primera opción en ningún caso, pero tenía tales ampollas en el pie del día anterior, que era incapaz de ponerme ningún zapato cerrado.

Si el tiempo no te permite ponerte sandalias, no te eches para atrás. cualquier zapato cerrado sencillo irá bien.

Espero que el look os haya gustado, encontraréis más en la sección de moda de mi blog. Si queréis que me pase por aquí algún miércoles más solamente tenéis que decirlo en comentarios.

Un beso,

Barby.


P.S: Si usas un vestido veraniego durante estos días de transición al otoño, no dudes en etiquetarme en la foto por Instagram o Twitter, mi usuario es @barbarapgs).









8 comentarios:

  1. Yo todavía no he guardado los vestidos de verano, los combino con chaquetas de lana, chupas de cuero y botas biker. Ahora lo probaré con un jersey encima.
    Un beso a las dos.

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola guapas!
    Aunque estamos en pleno Octubre, soy de las que se resiste a hacer el cambio de armario, y más estas semanas que el tiempo nos ha dado una tregua y aún hemos podido gozar de un poco de calor. Y lo digo en pasado, porque hoy aquí nos hemos levantado con un cielo gris y con una tormenta del copón.
    Yo también soy de combinar prendas de verano con otras más calentitas, es más, durante el invierno también uso ropa de verano, (llamadme rara). Es decir, puedo ponerme unos vaqueros y una camiseta veraniega de tiras o sin mangas y combinarla con una buena chaqueta de lana, por citar algun ejemplo.
    La combinación que nos presenta Bárbara, me chifla, vamos me lo pondría sin problema. Los colores combinan a la perfección, desde mi punto de vista, y las sandalias son puro love. (Por cierto, Bárbara, espero que estés mejor de las ampollas).
    Aunque no use mucho bolsos de mano, al final terminan por molestarme, reconozco que para ir a cenar o a tomar unas copas sí que lo elegiría.
    Besos guapas

    ResponderEliminar
  3. El problema es que aquí hace calor aún para manga larga y me niego a hacer cambio de armario y todavia queda mucho apra el frío aquí en el sur. Yo tengo mil ganas de sacar ropa de otoño pero me temo que si me veo cansada tendré que comprarme algo de manga corta por lo menos para cambiar.
    Besos!
    El Tocador de Mia.

    ResponderEliminar
  4. buena manera de aprovecharlos, aqui aun vamos en manguita corta

    ResponderEliminar
  5. Enhorabuena chicas por esta nueva colaboración! Me encanta Bárbara tu blog y lo sigo desde hace tiempo! Me gusta mucho la idea que propones y sobre todo las sandalias, son preciosas me han conquistado. Por cierto, creo que no te lo he dicho pero tienes una melena de envidia, preciosa!!

    ResponderEliminar
  6. Me encantan estos looks de transición que no se sabe muy bien si es verano, invierno... Me parece que combinar este tipo de prendas da un rollo muy chulo a la forma de vestir. Enhorabuena creo que este look es muy de hoy

    ResponderEliminar
  7. yo cada vez me pongo menos vestidos, me he vuelto vaga y práctica jaja, un besote.

    ResponderEliminar

Gracias por tus palabras, mi blog se nutre de ellas y ten por seguro que si pasas por aquí te devolveré la visita. Los comentarios con enlaces no serán publicados.